17 de enero de 2012

Contrafactual

Yo cambiaría el final de la tabla del siete. Es predecible.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Sin que 8 x 8 sean 64 hay que reconocer que trae muchas satisfacciones y llena el espíritu de paz.