29 de mayo de 2008

Más pruebas de la maldad intrínseca de Word

Los documentos más inocentes y conmovedores se convierten en Papa.doc y Baby.doc. En Haití deben de estar encantados.

3 comentarios:

Mr. Froy dijo...

el Word es maléfico, pero su corrector es un paródico fantasista, como comprobé mientras cerrábamos Cosmopoética: convertía "La errancia" de Jorie Graham en "La enrancia" y a Seamus Heaney en "Seamos Heaney" (cosa esta última que me parecía merecedora de una chapa o pin).

Anónimo dijo...

A la Dirección General de Magreb y Oriente Medio también la empequeñece a Dirección de "Zagreb" y Oriente Medio... Pobrecillos.

ana dijo...

A mí el otro día, Haberlas por Habermas.jejeje.