18 de marzo de 2007

Conversación en la terraza

El cliente le pide un bolígrafo al camarero para hacer la quiniela, y le ofrece una parte del premio para convencerlo. El camarero responde:

-¿Y cómo sé yo si te ha tocado?

-Cuando te dé 1000 euros.

-¿Y por qué no me los das ahora, y yo te los devuelvo si no ganas?

No hay comentarios: